Toluca será una ciudad vertical en el horizonte de 15 años; ancianos y discapacitados estarán en riesgo

*Eduardo Jiménez, profesor-investigar de El Colegio Mexiquense, informa del diseño de modelos que incorporan inteligencia artificial para calcular el desarrollo probable de la mancha urbana

La falta de planeación o su deficiente diseño y aplicación afecta a la mayoría de las ciudades mexicanas, entre ellas a Toluca y su zona metropolitana que, en el horizonte de quince años, crecerá verticalmente, una vez disminuida la superficie disponible para la mancha urbana, la dificultad de proporcionar servicios públicos y el notorio agotamiento del manto freático, que se observa la mayor profundidad de perforación de los pozos .

            Eduardo Jiménez López, profesor-investigador de El Colegio Mexiquense, previno que el crecimiento vertical de las ciudades, incluida Toluca, no tan notable todavía como la Zona Metropolitana del Valle de México, por ejemplo, pondrá en riesgo la movilidad de las personas de la tercera edad y quienes padezcan alguna discapacidad.

            Dio a conocer que el grupo Integra, coordinado por Carlos Garrocho, profesor-investigador de la misma institución, está trabajando una propuesta con modelos basados en inteligencia artificial, autómatas celulares y análisis espacio-temporal con cálculo de probabilidades -cadenas de Markov- sobre el crecimiento de la mancha urbana.

            Detalló que se trata de crear una herramienta al alcance de los tomadores de decisiones en materia de desarrollo urbano y protección ambiental, la cual incorpore asimismo la experiencia de la gente que por sus actividades cotidianas observa y vive el fenomeno del crecimiento urbano, por ejemplo repartidores de refrescos, taxistas e incluso los mismos desarrolladores urbanos.

            Respecto de estos últimos, Jiménez López consideró que el negocio inmobiliario no debe ni puede estar por encima de las posibilidades naturales de crecimiento urbano, las que han sido desafiadas como consecuencia de la falta de planeación y el ejercicio deficiente o sin fuerza jurídica de restricciones verdaderamente estrictas.

Ejemplificó con el abasto de agua, la recolección y disposición de desechos sólidos, así como el mercado del suelo, tan sujeto a fluctuaciones inducidas que margina a la población de menores recursos.

            La viabilidad del futuro para las ciudades y las zonas metropolitanas, en particular la de Toluca, supone ampliar los márgenes de acción de los gobiernos municipales, que enfrentan en primera línea los desafíos del crecimiento urbano desordenado, acciones coordinadas de los tres órdenes de gobierno y una participación activa de la sociedad, dijo el también coordinador de la Maestría en Ciencias Sociales con Especialidad en Desarrollo Municipal.